¡Ouch… Qué alivio!

¡Ayayai!, que se nos va el veranito, y ya empiezo a sufrir por adelantado. La verdad es que el frío y yo no nos llevamos tan bien, pero bueno es lo que hay y toca verle el lado positivo a todo.

captura-de-pantalla-2016-10-05-a-las-9-57-02

Aprovechando estos últimos días de calor me fui al campo en plan family trip. Montaña, escalada y mucha caminata. Y me traje conmigo algo que tenía muchísimas ganas de probar desde hacía tiempo ya pero que por una cosa u otra no había podido hacerlo.

Hace meses un gran amigo francés me había recomendado un mat para relajarme y aliviarme los dolores musculares que arrastré del embarazo y que seguramente continuarían después de tener a mi bebé. Hombre sabio, jajaja, la verdad es que jamás había sentido tantos dolores en mi vida, es como una mezcla de entreno intensos, al punto de pensar en músculos que no sabían que existían.

captura-de-pantalla-2016-10-05-a-las-9-58-44

Así que me puse a investigar y di con Pranamat Eco. Que me cautivó visualmente porque es realmente hermosa y ademas porque esta hecha con puros materiales ecológicos e hipoalergénicos pero luego me aterrorizó un poco al tenerla en mis manos. De eso que piensas, Dios bendito ¿que c&%o es esto? Es una esterilla asesina y ni de broma me subo a ella porque me haré daño.

captura-de-pantalla-2016-10-05-a-las-10-00-07

En fin, con el masoquismo a millón vi todos los tutoriales, leí la guía y me dispuse a probarla e intentar disfrutar de lo que pensaba iba a ser una de las peores experiencias. Mientras más leía sobre sus beneficios como la relajación profunda de los músculos, la estimulación de la circulación sanguínea y linfática y la estimulación de la producción de endorfinas, pensaba en lo bien que me iría por la retención de líquido que tengo desde el embarazo, en cómo me quitaría la celulitis y ademas me haría dormir plácidamente.

Vale, sí resultó ser un poco pesadilla los primeros minutos, pero la verdad al rato toda esa incomodidad desaparecía produciendo un calor en los puntos de apoyo que automáticamente  aliviaban la zona. Algunas posiciones fueron mas fáciles que otras, por ejemplo, estar de pie en el mat para mi fue muy duro, pero luego estar acostada sobre él era maravilloso. Claro, entiendo que los pies tienen tantas terminaciones nerviosas que es normal que sean tan sensibles, pero para ello tienes la opción de apoyarlos estando sentada, así el peso de tu cuerpo no recae por completo.

Posición estimulante. (sentada apoyando los pies)
Posición estimulante. (sentada apoyando los pies)
Posición estimulante. De pie. (Puede resultar engorrosa, si se te hace muy duro, prueba sentada con en la foto anterior)
Posición estimulante. De pie. (Puede resultar engorrosa, si se te hace muy duro, prueba sentada como en la foto anterior)

La realidad que este mat contribuye a iniciar el proceso de recuperación en las zonas de dolor aumentando el flujo sanguíneo en los puntos de apoyo, incrementando a su vez la saturación de las células de oxígeno. También  con la recuperación de la circulación linfática permite normalizar el metabolismo celular y acelerar el proceso de limpieza del cuerpo. La relajación profunda de los músculos elimina la tensión causantes del dolor de espalda. Adicionalmente, el efecto analgésico que sentimos es proporcionado por las endorfinas, quienes actúan también como calmantes naturales. Claro, no esperemos que esto ocurra tan solo de verlo, hay que hacer unas 5 sesiones para empezar a notar todos estos resultados. También prolongar los tiempos de uso sin duda ayudará mucho, puedes comenzar como hice yo unos 10 minutos, ojo, los primeros 5 son los pesadillas, así que una vez superada esta barrera notarás la diferencia.

El apoyo de manos también resulta estimulante.
El apoyo de manos también resulta estimulante.

captura-de-pantalla-2016-10-05-a-las-10-09-11

También hay que considerar que para algunas personas estas esterillas están contraindicadas, Aquellos con problemas de coagulación, embarazo, tromboflebitis, epilepsia y problemas cardíacos NO deben utilizarla. Y si tienes alguna duda consulta con tu médico primero.

Posición de relajación. Apoyada sobre la espalda. Para mayor comodidad utiliza una almohada o una toalla en tu cabeza.
Posición de relajación. Apoyada sobre la espalda. Para mayor comodidad utiliza una almohada o una toalla en tu cabeza.
Al igual que la anterior pero colocando tu cuerpo de lado.
Al igual que la anterior pero colocando tu cuerpo de lado.
Coloca una almohada debajo del mat así tu espalda baja recibirá la misma atención que el resto.
Coloca una almohada debajo del mat así tu espalda baja recibirá la misma atención que el resto.

captura-de-pantalla-2016-10-05-a-las-10-13-32

Tengan claro que hay posturas que son para estimular y otras para relajar.  Por ejemplo, el apoyo de manos y pies son estimulantes mientras que acostarse sobre ella de espalda, de lado y boca abajo tendrán el efecto contrario. También tomen en cuenta que cuando se muevan o se vayan a posar sobre ella lo hagan con cuidado y lentamente para evitar hacerse daño por uno que otro pinchazo.

Acá te dejo algunas posiciones para que prueben y me cuentan si lo han intentado, que les pareció y cual se les hizo más difícil. Tocará probarlo unas cuantas sesiones más y les diré si he notado la diferencia.

¡¡¡Feliz miércoles a todas, y espero que disfruten de uno que otro pinchazo!!!

6 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *